Connect with us

México

Pretemporada guinda en movimiento

La sequía de beisbol mexicano ha terminado y con ello, los equipos han empezado a reportar a los campos de entrenamientos de sus correspondientes equipos. Uno de los principales en iniciar la pretemporada, fueron los Algodoneros de Unión Laguna, mismos que a inicios del presente mes, dieron mucho de que hablar a nivel nacional con las nuevas contrataciones llenas de experiencia y el buen sabor de boca que se dejó en los playoffs del año pasado.

Entre las contrataciones estelares figuran personalidades como Erick Aybar, Jhoan Ureña, Jesse Castillo, Josh Lueke, entre otros. La directiva y el gerente deportivo Francisco «Chipper» Méndez siempre se han mostrado comprometidos no solo con el club, sino con la afición lagunera para buscar el tan anhelado campeonato de la liga, pero entre estas adversidades y caminar que han tenido que librar en más de una ocasión, llegaron los cambios para los guindas.

El pasado fin de semana se anunció a través de las redes y comunicados, el cambio del segunda base Ciro Norzagaray a los Pericos de Puebla, mientras que el campo corto Missael Rivera fue transferido definitivamente a los Saraperos de Saltillo, dejando un corazón roto en más de un aficionado algodonero.

Dichos cambios, abrieron un margen de especulaciones fuera del diamante, ya que anteriormente en diversas entrevistas, tanto el presidente de Algodoneros, Guillermo Murra y el gerente deportivo Francisco «Chipper» Méndez habían dejado en claro que la base nacional que había caracterizado a la Unión Laguna, era inmovible y se buscaba generar ídolos, mismo que eran conformados por Francisco Ferreiro, Ciro Norzagaray, Missael Rivera y Edgar Robles.

Fue así como Francisco «Chipper» Méndez habló del tema que tocó las fibras más sensibles de la afición guinda.

«Se que todo mundo esta alarmado, sorprendido o no se esperaban este movimiento, sobre todo con los nombres que se mencionan, al final del día nosotros seguimos trabajando diario, seguimos teniendo nuestro plan como organización, seguimos intentando primero que nada que nuestro equipo sea fuerte, sólido. También respetando mucho las bases como organización, la comunicación con el pelotero, que todo mundo este contento, a gusto, obviamente con plena libertad a cualquiera de las 60 o 70 personas que pertenezcan a nuestro roster, en externarnos sus peticiones, planes, hemos sido una versión que siempre hemos sido muy honestos, abiertos a eso, en la comunicación. Nosotros estamos dispuesto a valorarlo, a ver por ellos, por su futuro y también darles las oportunidades que ellos crean que son mejores para ellos.»

Así mismo, comentó el adiós sorpresivo de Missael Rivera, tras figurar como el principal campo corto del equipo e hizo énfasis en el trabajo del club para poder cubrir dicha ausencia y otorgar oportunidades a otros jugadores dentro del plantel guinda.

«Era algo que no teníamos previsto, nosotros contábamos con él, pensábamos en un futuro, a largo plazo en nuestra organización, pero también tenemos a Campoy, que fue nuestro short stop en playoffs, tenemos jóvenes que vienen jugando fuerte, estamos preparados, al final de día es lo bonito, tener nuevos retos, volver a seguir trabajando y buscando opciones. Creo que no hay duda, siempre el traer jugadores que estén contentos, que estén a gusto en casa, que se sientan con la camiseta bien puesta, con lo que es todo lo que implica. Independientemente con todo lo que pase, tenemos un compromiso que es el campeonato y todos los días trabajamos en eso. Tenemos opciones, tenemos un equipo de trabajo mucho más completo, tratamos de tener ojos en todos lados, una muy buena comunicación con todo nuestro plantel deportivo, estamos buscando por todas las opciones, incluso opciones de los mismos equipos de liga mexicana, que también conforme vayan avanzando, se puede abrir puertas.«

Al ser uno de los equipos que empezó a figurar desde los primeros meses del presente año, bajo el mandato del licenciado Guillermo Murra Marroquí, siempre se buscó otorgarle a la afición héroes en el diamante.

«Ciro entre sus planes quiere jugar, quiere tener más oportunidad y fue todo, el me comentó que quería jugar más y claro que si, con todo el gusto del mundo, buscamos opciones que fueran buenas para el, se dio la oportunidad con Puebla y adelante, seguirá creciendo, mejorando pero sin deshacernos de él, el sigue perteneciendo a la organización y esperemos que todo salga bien para el y las puertas están abiertas.

Lo de Missael duele, porque es un muchacho de casa, uno se encariña, era parte importante del equipo, pero así es el negocio.»

De la misma manera, Mendez pidió a la afición darle la oportunidad a Fabián Campoy, mismo que se vistió de héroe en los pasados playoffs y Edgar Bravo, quién vio actividad con Algodoneros durante la temporada invernal de la Liga Mexicana y tuvo apariciones con los Sultanes de Monterrey en la Liga del Pacífico. Finalmente recalcó la busqueda del crecimiento de los jugadores, así como el club y la afición.

«El plan de nosotros no es deshacernos de gente, el licenciado (Guillermo Murra) lo dijo desde el primer día que tomó el equipo y esa es la idea, pero eso no quiere decir que sobre la marcha no se vaya haciendo ajustes, porque también una cosa es hacer lo que nosotros pensemos, pero también los jugadores tienen sus peticiones y formas de ver las cosas y nosotros somos super abiertos a escucharlos y no tratarlos simplemente como si fueran un producto, al contrario, somos una familia, una organización que les da la bienvenida.

De hecho estamos evaluando un jugador por asignar, son cosas que no están planeadas pero se van dando y así es el negocio.»

Algodoneros de Unión Laguna se ha venido caracterizando desde los últimos 5 años por ser un club de resistencia y lucha ante las diversas situaciones que ha ido pasado y evolucionando el beisbol en la laguna. La salida de dos ídolos formados desde cero en la franquicia y la llegada de la experiencia para la búsqueda del tan anhelado campeonato de la Liga Mexicana de Beisbol, nos recuerda que el beisbol es un negocio redondo y todos los días nos pueden sorprender las jugadas inesperadas.

 

 

More in México